Internacional

Hambruna se avecina al mundo y el papa Francisco pide no usar el trigo como arma de guerra

Alertan sobre una "catástrofe alimentaria" que puede durar varios años.

Escucha la noticia

La mantenida invasión rusa a Ucrania, la pandemia del coronavirus que no termina de ser superada y el cambio climático anticipan la llegada de una hambruna masiva en todo el mundo, según la prestigiosa revista The Economist. La alerta fue reforzada por el papa Francisco que pidió que el trigo que se produce en campos ucranianos no sea utilizado como “arma de guerra”. 

En una reciente publicación, The Economist alerta de “la catástrofe alimentaria que se avecina” por el conflicto bélico iniciado por Vladimir Putin el 24 de febrero que ha vuelto a golpear un sistema alimentario global debilitado por el Covid-19, el cambio climático y un “shock energético”.

Las exportaciones de cereales y semillas procedentes de Ucrania se han detenido. Esto a su vez ha hecho que el precio del trigo se dispare por encima del 50% y llegue a máximos históricos. Adicionalmente, India suspendió las exportaciones de trigo “con efecto inmediato” debido a que las altas temperaturas de las últimas semanas han mermado la productividad de la cosecha.

António Guterres, secretario general de la Organización de Naciones Unidas, ha confirmado en pasados días que los próximos meses amenaza “el espectro de una escasez mundial de alimentos”, una situación que podría llegar a prolongarse durante años.

Alemania afirmó que Moscú está instrumentalizando el hambre como arma para combatir a Ucrania: “Rusia ha iniciado una guerra de cereales que está provocando una crisis alimentaria a nivel mundial”, denunció la ministra de Asuntos Exteriores de Alemania, Annalena Baerbock.

La ministra alemana añadió que actualmente cerca de 25 millones de toneladas de cereales están detenidas en los puertos ucranianos y su colega de Agricultura, Cem Özdemir, acusó a Putin de llevar a cabo una invasión “particularmente pérfida” debido a que Ucrania tiene un gran peso en el mercado internacional de exportación de alimentos.

Para completar este preocupante panorama global, el papa Francisco lanzó un llamado al mundo para que evite usar el trigo como arma de guerra ante el bloqueo de las exportaciones de ese cereal en Ucrania, lo que puede desatar una grave crisis alimentaria que afectaría a los países más pobres.

“Dirijo un apremiante llamamiento para que se hagan todos los esfuerzos para resolver esta cuestión y para garantizar el derecho humano universal a la alimentación. ¡Por favor, que no se use el trigo, alimento básico, como arma de guerra!”, clamó el Papa durante la tradicional audiencia de los miércoles en la plaza de San Pedro.

“Es muy preocupante el bloqueo de las exportaciones de trigo de Ucrania, de las que depende la vida de millones de personas, especialmente de los países más pobres”, subrayó el sumo pontífice.


Cuentanos si te gustó la nota

100% LikesVS
0% Dislikes

Publicaciones relacionadas