Internacional

Cinco elecciones al hilo en Centro y Sudamérica desde este domingo que pueden mover el péndulo en el continente

Nicaragua, Argentina, Venezuela, Chile y Honduras irán a las urnas este mes.

Escucha la noticia

Nicaragua este domingo 7 de noviembre, Argentina el domingo 14, Chile y Venezuela el domingo 21 y Honduras el domingo 28. Latinoamérica tendrá una seguidilla de elecciones este mes, entre presidenciales, regionales y legislativas, que pueden mantener o cambiar el rumbo político en esos países sudamericanos y caribeños. Comencemos revisando elección por elección.

Las elecciones presidenciales de este domingo en Nicaragua son las más desiguales en la historia reciente de esa nación centroamericana porque siete presidenciales están detenidos por “traición a la patria”, marginados de la contienda electoral. En total son casi 40 opositores detenidos o perseguidos por el régimen sandinista.

Ante la impotencia de la comunidad internacional, con medios de comunicación intervenidos en ese país, un clima de dura represión y la sociedad nicaragüense atemorizada, todo apunta a que Daniel Ortega sería el ganador de las elecciones de este domingo y reelecto por tercera vez consecutiva, algo que se ha vuelto frecuente en los países del denominado socialismo del siglo 21.

El domingo 14 es el turno de Argentina que realizará elecciones legislativas para renovar 127 de los 257 escaños en la Cámara de Diputados y 24 de los 72 del Senado que pueden ser el comienzo del fin del kirchnerismo en el vecino país porque en las primarias realizadas en septiembre, conocidas como PASO, el gobierno de Alberto Fernández y Cristina de Kirchner sufrió una contundente derrota a manos de la gente.

Si en las elecciones del domingo 14, las fuerzas de la oposición logran arrebatarle la mayoría al oficialismo en la Cámara de Diputados y equilibrar fuerzas en el Senado argentino, el kirchnerismo tendrá que ir pensando en su retirada en los comicios presidenciales previstos para el 2023 o en alguna otra salida política que impida su marginamiento del poder recuperado en la última elección presidencial, cuando venció al expresidente Mauricio Macri.

El tercer domingo de este mes, el 21 de noviembre, habrá elecciones regionales en Venezuela y presidenciales en Chile, por lo que la atención estará puesta en el norte y en el sur de la región. En Venezuela, por primera vez desde 2017 la oposición, incluido el sector liderado por Juan Guaidó, participará en los comicios que pueden comenzar a equilibrar el poder nacional desde lo local.

Además, los comicios regionales se desarrollarán en un contexto adverso para el chavismo por la reciente extradición a Estados Unidos del empresario colombo-venezolano y presunto testaferro de Maduro, Álex Saab, y una segunda e inminente extradición a Estados Unidos, desde España, del ex general Hugo El Pollo Carvajal, ex jefe de inteligencia y contrainteligencia de Hugo Chávez.

En cuanto a las elecciones presidenciales de Chile, las encuestas electorales conocidas hasta el momento dan cuenta de una inevitable segunda vuelta el próximo 19 de diciembre, entre dos fuerzas políticas diferentes a las coaliciones que gobernaron la nación vecina desde 1990, cuando acabó la dictadura de Augusto Pinochet.

Se anticipa que el balotage será protagonizado por el ex líder estudiantil de izquierda Gabriel Boric, de 35 años, y el ultra conservador José Antonio Kast. Ambos candidatos se encuentran en una cerrada pugna que deberá ser resuelta en unos comicios trascendentales para Chile, país que ha estado sometido a ebullición política en el último quinquenio.

Finalmente, el domingo 28 de noviembre se realizarán elecciones presidenciales en Honduras que dan para todo tipo de cálculos políticos de carácter continental. El candidato oficialista que expresa el continuismo en ese país es Nasry Asfura que carga sobre sus espaldas el descrédito del actual presidente Juan Orlando Hernández por corrupción y fraude electoral en 2017, cuando fue reelecto en contra de la Constitución.

Al frente se encuentra la opositora Xiomara Castro, del Partido Libertad y Refundación (Libre), la aspirante con más opciones de entre los 14 candidatos de la oposición, pero no deja de representar un peligro porque es previsible que se ponga del lado de Nicaragua, Cuba y Venezuela, y ya se sabe lo que viene.


Cuentanos si te gustó la nota

100% LikesVS
0% Dislikes

Publicaciones relacionadas