InternacionalOpinión

Dinero de Fundación Bill Gates está detrás del boicot contra Elon Musk

De los 26 grupos que firmaron días atrás una carta contra el futuro de Twitter, 11 son financiadas indirectamente por el fundador de Microsoft. Eso no pasó desapercibido para el fundador de Tesla que lo calificó de "jugada estúpida"

Escucha la noticia

Por Oriana Rivas1

Hace tan solo unos días, una carta firmada por 26 organizaciones progresistas pedía a grandes marcas dejar de anunciar en Twitter por la compra de la plataforma anunciada por el multimillonario Elon Musk. Lo que trascendió a partir de allí, fue que detrás de esos grupos figuraban nombres como el de Hillary Clinton, George Soros y Barack Obama. Sin embargo, resulta ser que hay más información al respecto. Esta vez ligada al fundador de Microsoft, Bill Gates, lo que deja ver que cuando existe una amenaza contra objetivos de izquierda, sus simpatizantes pierden todas las formas con el fin de defenderlos.

En aquel texto afirmaron que Twitter «corre el riesgo de convertirse en un pozo negro de desinformación» y otras frases alarmistas que justificaban a la censura contra la red social por una supuesta defensa de la democracia. Pero estas quedaron expuestas. Nuevos datos indican que la Fundación Bill y Melinda Gates financia a 11 de estos 26 grupos. Ese hallazgo incluso mereció la respuesta del fundador de Tesla. «¡Qué jugada más estúpida!», escribió en la plataforma.

Es así como la revisión de numerosos documentos hecha por Foundation for Freedom Online (FFO, en inglés) permite revelar cómo funciona el entramado de organizaciones y personas interesadas en cumplir ciertos objetivos para encaminar a la sociedad a un mismo fin. El que necesite más detalles puede revisar las declaraciones más recientes de Soros y de Gates. Ambos hablan de nuevos virus, de la necesidad de regular plataformas digitales y otras tantas aspiraciones por un «bien común», basado en el totalitarismo.

El oscuro entramado de organizaciones

En la carta están las firmas de las 26 organizaciones. Allí aparecen Media Justice, National Hispanic Media Coalition y no menos importante, Accountable Tech. Según la investigación de la FFO difundida por Breitbart, todas reciben dinero de New Venture Fund, grupo que en 2020 «recibió el mayor compromiso de un año que la Fundación Bill Gates había hecho en más de media década». En total, desde 2008 ha recibido unos 457 millones de dólares.

El entramado no queda ahí. El portal informativo The Washington Free Beacon había revelado días atrás que Accountable Tech en realidad no existe. Este grupo, junto a otras organizaciones citada por el medio, son nombres comerciales registrados a su vez para North Fund, «un grupo sin fines de lucro que cambia de forma y utiliza alias para impulsar una serie de causas de izquierda desde una oficina fantasma en Washington, DC, según los registros corporativos».

El portal conservador cita un presupuesto de 66 millones de dólares. Dinero con el que North Fund «se está preparando para ser uno de los jugadores con dinero oscuro más importantes de las elecciones de mitad de período». Es un laberinto de organizaciones que no revela sus donantes reales. Pero alguna señal siempre sale a flote arrojando uno que otro nombre.

¿Qué dijo North Fund ante las investigaciones? Se declaró como «una organización de impacto social no partidista». El mismo cuento de siempre.

Más donaciones de la Fundación Bill Gates

Los tentáculos no se limitan a los grupos anteriormente mencionados, Tides Foundation —otra receptora del dinero de Gates— financia a las organizaciones firmantes Free Press, Media Matters for America, NARAL Pro-Choice America, Black Lives Matter Global y Indivisible Northern Nevada.  Al listado lo completan Empowering Pacific Islander Communities (EPIC) y Reproaction.

Por estos días también se desarrolla el Foro Económico Mundial, el escenario elegido por el fundador de Microsoft y su socio George Soros para dibujar lo que para ellos es el futuro de la humanidad. El fundador del evento también conocido como Foro de Davos, Klaus Schwab, dijo sin disimulo que es necesario «reforzar el sistema de resiliencia contra un nuevo virus, posiblemente. U otros riesgos que tenemos en la agenda global».

Así que las cartas que pretenden jugar están a la vista pública. A través de un entramado de organizaciones civiles que buscan boicotear una plataforma que podría invitar al debate basada en la libertad de expresión verdadera, ya que no es útil para sus objetivos. Por el contrario, necesitan controlar la narrativa para evitar la exposición de sus intereses.

1Periodista venezolana radicada en Buenos Aires. Investigación para las fuentes de política y economía. Especialista en plataformas digitales y redes sociales.

*Este artículo fue publicado originalmente en panampost.com el 25 de mayo de 2022

*La opinión expresada en este artículo es responsabilidad exclusiva del autor y no representa necesariamente la posición oficial de Publico.bo


Cuentanos si te gustó la nota

100% LikesVS
0% Dislikes

Publicaciones relacionadas