Política

El embajador argentino dice tener pruebas de que el material antidisturbios fue destinado a la Policía, pero el Comandante lo niega

El diario Página Siete muestra la nueva discrepancia sobre el tipo de material que ingresó al país en noviembre de 2019.

Escucha la noticia

Una nueva contradicción en el caso del supuesto “golpe de Estado”. Mientras el embajador argentino Ariel Basteiro aseguró este martes que tiene pruebas, aunque no quiso explicarlas, de que el equipo antidisturbios que habría ingresado como contrabando en noviembre de 2019 fue a parar a la Policía, el comandante de la institución del orden, Johnny Aguilera, dijo que ese material no pasó a la Policía. La discrepancia fue registrada este martes por Página Siete Digital.

“Sí, tengo pruebas, por eso lo digo”, dijo Basteiro al periodista John Arandia que insistió sin suerte que el diplomático revele detalles sobre el destino del material que habría ingresado al país como contrabando. “Eso se considera que fue el contrabando y fue entregado de manera ilegal por el gobierno de (Mauricio) Macri, en parte a la Fuerza Aérea y en parte a la Policía Boliviana (…).

Basteiro no quiso dar detalles de las evidencias que dijo tener, puesto que serán parte de la investigación fiscal del caso. Agregó que serán dadas a conocer una vez que sean entregadas a instancias judiciales.

La actual ministra de Seguridad argentina, Sabina Frederic, detalló que la administración de Mauricio Macri envió a Bolivia 70.000 cartuchos antitumulto, 600 granadas antitumulto y 100 garrafas de gas pimienta. De ese material, menos de la mitad figura en los registros oficiales, por lo cual se habla de un contrabando.

La posición de Aguilera es contraria a la de Basteiro. El Comandante de la Policía indicó este lunes que las municiones argentinas pasaron por el Registro de Armas de Fuego de Uso Civil (Reafuc), para que sean utilizados por los gendarmes en Bolivia, por lo que negó que ese pertrecho fue destinado a la Policía Boliviana.

“Hay una diversidad de documentos emitidos por el Reafuc, para la internación temporal de equipo para un determinado número de personas que conformarían el escuadrón Alacranes (…). No pasó a la Policía (las municiones argentinas)”, aseguró Aguilera.


Cuentanos si te gustó la nota

50% LikesVS
50% Dislikes

Publicaciones relacionadas