OpiniónInternacional

Un engaño: Rusia no se retira, prepara un ataque mayor, alerta el Pentágono

Estados Unidos, Reino Unido y Ucrania desconfían del anuncio de repliegue de tropas rusas. El portavoz del Pentágono, John Kirby, dijo que "nadie debe caer en el engaño de que de un momento para otro el Kremlin reducirá sus ataques sobre Kiev"

Escucha la noticia

Por Gabriela Moreno1

Un engaño: Rusia no se retira, prepara un ataque mayor, alerta el Pentágono
Vladímir Putin pretendería avanzar en el frente del norte compuesto por Kiev, Chernigov y Járkov porque «los objetivos de Putin van mucho más allá del Dombás», dijo John Kirby, portavoz del Pentágono. (Twitter)

El anuncio del repliegue de las tropas rusas de Ucrania mientras transcurren las negociaciones en Turquía sería un engaño. Vladimir Putin solo intenta ganar tiempo para reposicionar sus fuerzas con otra estrategia ante el revés que ha afrontado en el terreno de combate. Así lo advierte el Pentágono.

“Nadie debe caer en el engaño de que de un momento para otro el Kremlin reducirá sus ataques sobre Kiev, o cualquier otra información sobre que vaya a retirar todas sus tropas”, asegura el portavoz del Departamento de Defensa de Estados Unidos, John Kirby.

“Creemos que es un reposicionamiento, no una retirada real, para cambiar las reglas de juego, moderando los objetivos inmediatos de Rusia y vendiendo la falta actual de avances como parte de los próximos pasos”, sostiene el funcionario. Reino Unido también duda de este repliegue, según reseña la agencia DW.

La desconfianza tiene sustento. Engañar al adversario sobre la naturaleza, la posición e importancia de las tropas y ocultar las propias intenciones tácticas y operativas forma parte de las históricas estrategias militares. Vladímir Putin no está innovando. Al contrario, apela a las recetas del pasado. El legendario general chino Sun Tzu instauró la importancia de influir en las percepciones del enemigo para optimizar el éxito, ya fuera venciendo o, mejor todavía, eludiendo la guerra, una tesis que comparten casi todos los teóricos prominentes de la acción militar.

Según la filosofía de Sun Tzu, «la guerra es el arte del engaño», y para ganar hay que mentir constantemente. «Si eres capaz, finge incapacidad; y cuando despliegues tropas, aparenta no tener planes. Cuando estés cerca, finge estar lejos; y cuando estés lejos, aparenta estar cerca”.  Eso parece estar haciendo Putin.

Una embestida mayor

Con el fracaso de la estrategia militar inicial de controlar las principales ciudades del país como Járkov, Mariúpol o Mikolaiv, las ilusiones para crear sorpresa estratégica y evitar bajas durante el conflicto son el próximo as bajo la manga de Putin.

Ya la Segunda Guerra Mundial quedó atrás, cuando los planificadores del Ejército de Estados Unidos crearon una unidad ultrasecreta capaz de engañar a los nazis en los campos de batalla de Europa. Las Tropas Especiales de la Sede 23, también conocidas como el Ejército Fantasma, usaron la ilusión para fingir unidades de combate reales en el frente,  confundir a los alemanes sobre el tamaño y la ubicación de las fuerzas aliadas con tanques inflables.

Lo agotaron todo. Hasta usaron destellos de flash para imitar disparos con el fin de alejar a los alemanes de las baterías de artillería estadounidenses.

La diferencia de entonces a ahora es que a Vladímir Putin se le nota su maniobra. Sin poder aún derrocar al gobierno de Volodímir Zelenski para designar a un mandatario títere de Rusia, Putin propiciará «una gran ofensiva» contra otras zonas de Ucrania, sobre todo en el Dombás, donde el Ejército ruso apunta a concentrar sus ataques por ser la región del este donde tiene control en algunas zonas, gracias a los separatistas prorrusos que residen ahí desde 2014 y que el mandatario ruso utilizó como justificación para la invasión. Así lo proyecta el Pentágono.

Una manera de avanzar

De esa forma, Vladímir Putin pretendería avanzar en el frente del norte compuesto por Kiev, Chernigov y Járkov porque «los objetivos de Putin van mucho más allá del Dombás», dijo Kirby.

En un informe, el Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Ucrania indica que Rusia reubicó en los territorios ocupados de Georgia a las unidades de las bases militares 4 (distrito de Tsjinvali, Osetia del Sur) y 7 (Abjasia), que forman parte del Distrito Militar Sur para dotarlas de nuevo.

Los datos del Estado Mayor General indican que ahora enviaron de la cuarta base militar tres grupos tácticos de batallón con 1200 militares rusos y osetios a Ucrania y se formaron dos grupos tácticos de batallón de las unidades de la 7ma. base militar con unos 800 combatientes.

El reposicionamiento parece real. Sin embargo, Moscú olvida otra máxima: para que una guerra sea provechosa debe ser corta. Los choques largos son caros, desmoralizadores y encima, aunque se logren ganar, el desgaste es tal que la victoria sabe a poco.

1denciada en Chile. Egresada de la Universidad del Zulia. Experiencia como editora y productora de contenidos para medios impresos y digitales con énfasis en las fuentes de política e internacional.

Este artículo fue publicado originalmente en panampost.com el 30 de marzo de 2022.

*La opinión expresada en este artículo es responsabilidad exclusiva del autor y no representa necesariamente la posición oficial de Publico.bo


Cuentanos si te gustó la nota

50% LikesVS
50% Dislikes

Publicaciones relacionadas