Hecho y dichoPublico.bo

Apresuramientos, contradicciones, escuelas sin condiciones: el nuevo traspié de Arce con el retorno de las clases presenciales

Los principales periódicos, además de cuestionar el anuncio de que los alumnos volverían a las aulas, proporcionan datos de cómo está el sistema educativo en plena pandemia.

Escucha la noticia

El Deber

En la sección opinión, El Deber cuestiona este miércoles las contradicciones y apresuramientos de los gobernantes sobre el retorno a clases presenciales y semipresenciales cuando el propio gobierno anunció la llegada de la cuarta ola del coronavirus al país. “Si el presidente anuncia que llega una cuarta ola es porque tiene información especializada de sus colaboradores de Salud que le adelantaron algo así. En ese caso, resulta contradictorio que al mismo tiempo se anuncie el retorno a las clases presenciales en el plazo de una semana”.

Luego de recordar los esfuerzos del Ministro de Educación para aplacar la ola de críticas al anuncio presidencial, el editorial de El Deber recoge datos por demás interesantes proporcionados por dirigentes del magisterio cruceño. “Según Omar Cabrera, representante del Magisterio Urbano de Santa Cruz, las autoridades no se han enterado que más de 200 maestros fallecieron por Covid-19 en Santa Cruz y 700 en todo el país, y (…) la vacunación aún no alcanzó ni al 50 por ciento de los maestros bolivianos”. Al menos el apresurado anuncio de Luis Arce sirvió para conocer la realidad del magisterio con relación al Covid-19.

El periódico de Santa Cruz concluye su texto de opinión destacando la donación de un millón de vacunas Janssen de Johnson & Johnson de parte de Estados Unidos al país porque pueden incrementar significativamente el porcentaje de vacunados porque se aplican en una sola dosis. “La donación estadounidense, que tiene un costo de alrededor de siete millones de dólares, fue bien recibida por la población, pero el Gobierno no tuvo expresiones de agradecimiento, al menos no de manera pública, con el gobierno de Washington, como sí las tuvo con los gobiernos ruso y chino, a quienes compra vacunas a un precio nunca revelado”.

Los Tiempos

El editorial de Los Tiempos comienza con una aguda precisión. La educación de tres millones de alumnos, sobre todo del área fiscal, está sujeta a medidas improvisadas de parte del actual gobierno desde inicios de la presente gestión escolar. “A ello se suma ahora la confusión y los apuros gubernamentales resultantes de las optimistas declaraciones del presidente del Estado, que el domingo reciente aseguró: ‘esta semanita más creo que vamos a tener (clases) a distancia, después volvemos a clases presenciales y semipresenciales’”.

Y así como El Deber rescató datos decidores tras las contradicciones y los apresuramientos gubernamentales en un tema sensible a propósito de la pandemia, Los Tiempos resalta datos proporcionados por el Ministerio de Educación que ha “recabado las estadísticas últimas, debemos hacer conocer a toda la población que tenemos en todo el país cerca del 20,7% de unidades educativas que pasan clases en la modalidad presencial y el 44,3% de los predios educativos realizan sus actividades en la modalidad semipresencial”.

Con razón el diario cochabambino pide que las autoridades aparejen los datos educativos, como los difundidos por el ministerio del área, con los datos de salud para “decidir las modalidades óptimas de las clases en función de las condiciones específicas de cada municipio”. Así se evitarán mayores perjuicios a los estudiantes y no se pondrá en riesgo la salud de millones de alumnos asediados en este momento por la pandemia.

Página Siete

En el sector de opinión “En la mira” del periódico Página Siete se cuestiona que el presidente Luis Arce haya lanzado un anuncio sin estar seguro de su contenido, lo que por supuesto provocó una enorme confusión en el país, sobre todo entre padres de familia y maestros, pero también dejó claro que la vacunación sectorial impulsada por el gobierno tampoco está dando resultados. “Lo cierto es que la próxima semana no habrá retorno a clases presenciales ‘porque aún existen maestros que no se vacunaron’, sentenció  el ministro Jeyson Auza”, señala el sector de opinión.

En su sección de información, la periodista Verónica Zapana de Página Siete da cuenta que el 90% de las unidades educativas del país “no  cuentan con insumos de bioseguridad ni protocolos  para volver de forma segura  a clases presenciales”. Basada en informes de dirigentes del magisterio urbano, Zapana reporta que existen escuelas que ni siquiera tienen conexión al agua potable o baterías de baños para el uso de alumnos. Y así como El Deber y Los Tiempos aportaron datos, la periodista del diario paceño informa que “en Bolivia (…) hay  unas 16.500 unidades educativas fiscales, de convenio y privadas. De este número, menos de 1.000  son  privadas”.


Cuentanos si te gustó la nota

50% LikesVS
50% Dislikes

Publicaciones relacionadas